Entendiendo la alopecia: más que solo la caída del cabello.

La alopecia afecta a millones de personas en todo el mundo. A pesar de esto, hay muy poca educación al respecto. Y aunque muchos de nosotros todavía lo vemos como simplemente perder el cabello, es mucho más que eso. De hecho, la alopecia no solo afecta la apariencia física, sino que también afecta la imagen que tienen de sí mismos y su salud mental.

Si sospecha que tiene alopecia o tiene un ser querido a quien se le ha diagnosticado, hemos elaborado una guía que le proporcionará todo lo que pueda necesitar para comprender esta afección y sus efectos.

Entendiendo la alopecia: más que solo la caída del cabello

La alopecia es una enfermedad inflamatoria crónica autoinmune.

No se conoce la causa raíz de la alopecia. Dicho esto, existe cierta evidencia que lo vincula con el estrés severo y la genética.

Aunque clasificada como una enfermedad autoinmune, la alopecia es más específicamente una enfermedad inflamatoria crónica. Lo que hace es engañar a su sistema inmunológico para que piense que sus folículos capilares son un cuerpo extraño que lo está atacando. Esto hace que el sistema inmunológico se ponga a la defensiva y los ataque, provocando la caída del cabello. Puede afectar a hombres, mujeres y niños, y puede comenzar a cualquier edad.

Hay tres tipos de alopecia, cada uno de los cuales varía en términos de gravedad. Los enumeramos a continuación, desde los más leves hasta los más graves:

  • Alopecia Areata: Calvicie parcial de la cabeza, parches generales del cabello.
  • Alopecia Totalis: Calvicie total y pérdida de cabello en la cabeza.
  • Alopecia Universalis: Calvicie total y pérdida de cabello en todo el cuerpo.

La afección no causa ningún dolor, aunque puede haber algo de enrojecimiento e irritación alrededor de las áreas afectadas.

La alopecia provoca depresión, ansiedad y pérdida del apetito.

Se sabe que la alopecia causa depresión y ansiedad en quienes la padecen. También es común que este trastorno disminuya los niveles de confianza y la autoestima debido a la forma en que puede cambiar drásticamente su apariencia. Algunos pacientes informan que sienten que ya no pueden reconocerse en el espejo. Como resultado, algunos pueden evitar hacer las cosas que aman. Los pacientes con alopecia pueden:

  • Evita salir afuera.
  • Evite hacer ejercicio y socializar.
  • Más o menos comer.
  • Evite ver a un médico.
  • Tener un rendimiento deficiente en el trabajo.

Estos efectos pueden ser graves, pero muchos han descubierto que ver a un terapeuta y hablar sobre sus sentimientos, ya sea en grupo o en privado, realmente les ha ayudado a aceptar su diagnóstico y la forma en que ha cambiado sus vidas. Los expertos también han reconocido que es importante cortar las cosas de raíz tan pronto como aparezcan los primeros síntomas.

Puede hacer que el tratamiento y la recuperación sean mucho más fáciles para usted o para aquellos que conoce que han sido diagnosticados recientemente. Su salud mental es tan importante como su salud física, y recibir tratamiento en forma de medicación o asesoramiento desde el principio, realmente puede ayudarlo a reconstruir su imagen de sí mismo.

La alopecia no tiene cura, pero sus complicaciones se pueden controlar.

No hay tratamientos disponibles para pacientes con alopecia menores de 16 años. Esto se debe al hecho de que todavía están creciendo (y rápidamente) y al hecho de que la pubertad trae consigo una serie de cambios.

Aunque ha habido investigaciones prometedoras con células madre, la alopecia no tiene cura, al menos no por el momento. A veces, la alopecia puede entrar en remisión y el cabello puede volver a crecer total o parcialmente. Sin embargo, este no es siempre el caso.

Hay algunos tratamientos disponibles, pero los resultados varían de persona a persona y no siempre son precisos o confiables. Por lo tanto, si elige estos, no se sienta demasiado esperanzado, o puede terminar sintiéndose desanimado si no funcionan para usted. El mejor tratamiento, sinceramente, es ver a un terapeuta o asistir a sesiones de asesoramiento con un grupo. Al menos hasta que el tratamiento con células madre se convierta en una opción más común.

Ya sea usted, o alguien que conoce, el que padece la afección, es muy importante aprender todo lo que pueda y mantenerse informado sobre el tema. Si desea obtener más información sobre la alopecia, así como el impacto emocional, puede leer nuestra guía detallada e investigada.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *