La cáscara de limón, ideal para el dolor en las articulaciones.

La cáscara de limón contiene sustancias como la citronela y el felandreno, dos aceites esenciales que ayudan a relajar los músculos y las articulaciones, evitando dificultades en su capacidad de movimiento.

El aceite de oliva extra virgen contiene antioxidantes y ácidos grasos omega 3, conocidos por su capacidad para aliviar los tejidos inflamados y doloridos.

La cáscara de limón, ideal para el dolor en las articulaciones.

En conjunto, estos ingredientes mejoran el proceso de oxigenación celular y, a su vez, optimizan el transporte de los nutrientes hacia las articulaciones, lo cual es determinante para evitar el desgaste de sus cartílagos.

Cabe destacar que también ayuda a estimular el sistema linfático, un factor clave para eliminar las toxinas que influyen en la aparición del dolor.

La cáscara de limón, ideal para el dolor en las articulaciones.

Ingredientes:

  • 4 limones.
  • Aceite de oliva.

Instrucciones.

Poné la cáscara de limón en un frasco y después vertí el aceite de oliva hasta que se llene todo el frasco.

Cierra el frasco y deja reposar durante dos semanas.

Pasado ese tiempo, se puede poner un poco sobre una gasa limpia y colocarlo en la articulación afectada. Para eso, puedes colocar una bolsa de plástico en la gasa y un repasador sobre la bolsa, en forma de envoltura.

Tienes que hacerlo antes de acostarte, ya que a la noche es cuando se relajan las articulaciones de los brazos y piernas. A la mañana siguiente, ya deberás notar la mejoría.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *